Pintando la casa con pinturas naturales

Desde hace unos días estamos pintando Can Monroig


pintando con pinturas naturales


Hemos elaborado nuestras propias pinturas con materiales naturales y biodegradables,
no huelen, no son tóxicas y a nuestro gato le encantan.
Aquí vemos a Jabba junto a Noëlle controlando el proceso de elaboración.

No tendría nada de particular si no fuera porque estamos muy contentos de hacerlo con nuestras propias pinturas, naturales y ecológicas. Desde que tuvimos nuestro primer taller, en Llubí (Mallorca) a mediados de los noventa, donde pintábamos muebles mezclando bases con óleo o paredes con latex y pigmentos, hemos aprendido alguna cosa más.

Pintando las paredes de Can Monroig


A nuestro gato Jabba le gusta controlar en todo momento la calidad de los acabados.


No nos gustan los materiales prefabricados, uniformes y artificiales. Nos gustan las texturas, los acabados mates, los colores naturales y personalizados; y si encima podemos trabajar con un material respetuoso con el medio ambiente que no es tóxico para los habitantes de la casa, cuidando la salud de los que nos rodean, mucho mejor. No hay más que ver como nuestros gatos Jabba y Yoda nos han acompañado en todo momento sin perder detalle.


Yoda contempla el desorden mientras pintamos


Creo que a los gatos no les gusta el desorden


Actualmente fabricamos las pinturas para paredes y muebles "in situ", solo las usamos en nuestros proyectos decorativos. De momento no las producimos ni las comercializamos pero no descartamos hacerlo en un futuro.


Blanco


Jabba controla el acabado blanco de las pinturas naturales


En fin, que todo esto no nos ha librado de tener la casa patas arriba durante unos días y para sacarle el lado bueno hemos decidido que nos gusta el desorden y aquí tenéis la prueba.



Can Monroig en desorden


C
an Monroig, Febrero 2015

También en nuestro blog en Marie Claire maison



Can Mos

Reconstruimos la cubierta dotándola de un aislamiento ecológico y natural, utilizando morteros de cal y materiales naturales. Restauramos las paredes que  estaban medio derruidas. Adaptamos el espacio existente a las necesidades del cliente pero sin perder la esencia de la casa original.
Utilizamos materiales nobles como vigas de roble, madera reciclada en la carpintería, Losa antigua de piedra en la planta baja, suelos de cal en piso o puertas antiguas recuperadas.

Casa antigua payesa, construida en piedra y tierra
Casa antigua payesa, construida en piedra y tierra
Las paredes se revocaron con morteros de cal y luego se pintaron con pinturas naturales pigmentadas con colores tierra.

Las paredes de los baños así como las duchas están realizadas en la técnica del tadelakt (mortero de cal impermeable). La calefacción se solventó con un suelo radiante eléctrico bajo la losa de piedra y el "trespol" del primer piso. Al ser una casa de paredes gruesas y haber utilizado en su restauración materiales aislantes como la cal, el ahorro energético es importante. Las terrazas que rodean la casa se empedraron con piedra natural procedente de una cantera mallorquina.

Casa antigua payesa, construida en piedra y tierra
Casa antigua payesa, construida en piedra y tierra
Casa antigua payesa, construida en piedra y tierra
Casa antigua payesa, construida en piedra y tierra

Algunos de los muebles de la casa se fabricaron a medida, pintándolos y patinándolos posteriormente: mobiliario de cocina, muebles de baño, etc. 

Para los armarios roperos se recuperaron antiguas puertas adaptándolas al espacio.

Casa antigua payesa, construida en piedra y tierra
Casa antigua payesa, construida en piedra y tierra

Can Mos, antes

Can Mos, después

Subscribe to this RSS feed